SIEMPRE LIBRE EL CASTILLO DE LOS GLITTERS Y GIFS ANIMADOS
¡¡¡¡¡¡Bienvenid@s a nuestro castillo!!!!!!
Para poder ver todo el contenido del foro deberás registrarte y presentarte en la sala capitular.
Entra y participa!! te estamos esperando para junt@s pasar un agradable momento.

Las imágenes y materiales expuestos en el foro son de la red. Si por alguna razón alguna no cumpliera las normas o no debería estar aquí, por favor avísenme para darle el crédito o retirarla si el caso lo requiere, Gracias.
SIEMPRE LIBRE EL CASTILLO DE LOS GLITTERS Y GIFS ANIMADOS
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.



TRADUCTOR
English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified
Visitantes
Septiembre 2020
LunMarMiérJueVieSábDom
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930    

Calendario Calendario

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Acceso Rapido
Últimos temas
» La Alforja Encantada
Khadija y Aomar  EmptyAyer a las 17:47 por ana maria

» El Viaje es Corto
Khadija y Aomar  EmptyAyer a las 12:19 por ana maria

» Niño
Khadija y Aomar  EmptyMar 22 Sep 2020, 20:58 por ana maria

» Con el Tiempo III
Khadija y Aomar  EmptyMar 22 Sep 2020, 11:18 por ana maria

» Buen Día- Besitos
Khadija y Aomar  EmptyLun 21 Sep 2020, 18:43 por ana maria

» Buenas Noches
Khadija y Aomar  EmptyLun 21 Sep 2020, 18:25 por ana maria

» Los Consejos del Aguila
Khadija y Aomar  EmptyLun 21 Sep 2020, 11:21 por ana maria

» Los Ciegos y el elefante
Khadija y Aomar  EmptyDom 20 Sep 2020, 19:26 por ana maria

» El Niño y los Clavos
Khadija y Aomar  EmptyDom 20 Sep 2020, 11:50 por ana maria

» Miedo a Enamorarme
Khadija y Aomar  EmptySáb 19 Sep 2020, 18:23 por ana maria

Los posteadores más activos de la semana
ana maria
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
adeur2
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
Saracy
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
Mayka0011
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 

Los posteadores más activos del mes
ana maria
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
adeur2
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
Mayka0011
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
Lady Day
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
Saracy
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
eli
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 
Maria Cristina Diaz
Khadija y Aomar  Vote_lcapKhadija y Aomar  Voting_barKhadija y Aomar  Vote_rcap 



Khadija y Aomar

Ir abajo

Khadija y Aomar  Empty Khadija y Aomar

Mensaje por ana maria el Jue 03 Sep 2020, 18:03




KHADIJA Y AOMAR
(Cuento)



¡Loado sea Ala, Y esto ocurrió en la Cora de Raya, que los infieles llaman Málaga, y en la Alcazaba desde donde se ve el mar reflejando como un espejo la tierra del Paraíso, donde la gente es feliz, las mujeres bellas y virtuosas y los hombres laboriosos.

El Cadí Raschid era un hombre gordo y apacible, famoso por su ecuanimidad en impartir la justicia del Sultán que confiaba ciegamente en su Cadí. Raschid era viudo desde que nació su hija Khadija, pues su nacimiento acarreó que la madre fuese llamada por Ala, ¡alabado sea su nombre! a gozar de su presencia en el Paraíso. El Cadí le guardó eterno amor y recuerdo, no volviendo a casarse a pesar de que muchas mujeres malaquíes de las mejoras familias le miraban con ojos tiernos.

Khadija era el vivo retrato de su madre. De mediana estatura, cimbreante cintura de junco y profundos ojos negros era la alegría de Raschid, que la educó primorosamente en el gineceo del Palacio junto a las hijas del Sultán que la apreciaba como propia. Aprendió música y a tañer el lûd con destreza, a bordar sedas con hilos de oro, a componer zéjeles y jarchas y todas las cosas bellas que una mujer creyente debe conocer para satisfacer a su marido, además de astronomía y matemáticas.

Raschid tenía una comadre llamada Aixa, viuda de un Al-Farís del ejercito del Sultán que había muerto en una batalla fronteriza librada años atrás contra los infieles castellanos. Pues esta Aixa tenía un hijo algo mayor que Khadija, de bella estampa y tez clara que vivía y se educaba en la “madraza” de la Alcazaba y los hijos del Sultán le halagaban con su amistad y era permanente compañero de sus juegos y justas. Era su nombre Aomar, como el hijo del Profeta, y por la noche volvía a la casa de su madre, la viuda Aixa, en la “medina” al pie de la Alcazaba. Y era buen hijo y amaba mucho a su madre, a la cuidaba como viuda.

Y quiso Ala -o los “djhins”- que Aomar y Khadija se conocieran en los patios olorosos a jazmín y arrayán de la Alcazaba y al verse se sintieran turbados e irremisiblemente atraídos. Era Aomar de edad de quince años y de trece Khadija, y sintieron como la Naturaleza les hacía buscarse en la penumbra de los cipreses y los mirtos que bordeaban los frescos paseos de la Alcazaba. Sus manos se rozaban en los juegos de una infancia que estaba siendo expulsada de sus vidas por la explosión de las pasiones adolescentes, y es que Ala es sabio y ha ordenado las fases de la Naturaleza para que todo sea como debe ser.

Y Aixa veía a su Aomar que crecía en virilidad y sabiduría y pensó que era llegado el tiempo de casarlo y fue a visitar a su compadre, el Cadí Raschid y le contó su pensamiento. Y Raschid se gozó en la idea de casar a Aomar, a quién amaba como a un hijo y era bienquisto por su señor el Sultán, y propuso a Aixa que contrajera matrimonio con su hija Khadija, que estaba en la edad propicia y pactaron el matrimonio según la tradición de los creyentes. Ya sería llegado el momento para que los novios conocieran lo que sus padres habían decidido, y lo aceptarían porque era la voluntad de Ala.

Aquella noche Raschid y Khadija reposaban después de la última colación y la muchacha tañía una dulce canción con el lûd mientras el Cadí la escuchaba complacido y comía nueces y dulces higos de la Axarquía bebiendo sorbos del afamado “Xarab-al-Malaquí”, porque el Profeta prohíbe la ebriedad, pero no se opone a los frugales placeres









ana maria
ana maria
❉-Infanta

Zodiaco : Pez
Mensajes : 58230
Inscripción : 04/08/2013
Localización Localización : Ciudad de Buenos Aires Capital Federal- Argentina
Humor Humor : GENIAL

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.